GERENCIA DE RIESGOS

Preguntas frecuentes que nos realizan nuestros clientes

Acabo de crear mi empresa, ¿Cómo sé qué riesgos estoy asumiendo y qué seguros he de contratar?

Todo emprendedor, normalmente tiene muy claro el negocio que crea y dedica muchas horas de trabajo a su puesta en marcha y consolidación. Esto, con los inevitables recursos limitados de que se dispone al emprender, pasa por relegar aspectos menos inminentes del negocio para momentos posteriores, centrando el tiempo invertido y el esfuerzo en aquellos que, por el contrario, son claves para el lanzamiento de la actividad.

Un negocio en nacimiento debería:

  1. Conocer de forma detallada los riesgos presentes y futuros a que se enfrenta y tenerlos claramente identificados en un documento de trabajo.
  2. Planificar vías y sistemas de aprovechamiento para beneficiarse de los riesgos positivos
  3. Planificar medios de evitación o atenuación de los riesgos negativos
  4. Prever a futuro los riesgos de alta intensidad que por su significancia afectarían de forma grave a la continuidad de la actividad y conocer las condiciones de su transferencia al mercado asegurador.
  5. Disponer de un plan de transferencia de riesgos que permita ir contratando los seguros adecuados y técnicamente bien hechos para ir cubriendo los sucesivos riesgos conforme vaya siendo necesario y siempre a un coste técnicamente justo.

Nosotros podemos llevar a cabo todas estas acciones sin restar tiempo a su actividad creadora de negocio.

Voy a firmar un contrato con otra empresa y me piden mis seguros, ¿Qué debo asegurar yo y qué debo pedir a la otra parte que cubre?

Con mucha frecuencia, las empresas que negocian desde una posición más sólida intentan repercutir a los seguros de sus socios de menos envergadura, el aseguramiento de riesgos que son propios del grande,

Esto no siempre se puede evitar, sin embargo, llevando acabo unas sencillas acciones de análisis comparativo contractual, se pueden tener sólidos argumentos para evitar esta situación:

  1. Una adecuada delimitación de la responsabilidad que se asume por vía contractual mediante el análisis del riesgo contractual derivado de los contratos.
  2. La delimitación de actividades de los distintos intervinientes.
  3. La descripción precisa de los proyectos en los contratos de seguro.
  4. Y la elaboración de un Análisis de Riesgos del proyecto

Son algunos aspectos que facilitan la posición negociadora frente a terceros haciendo así más complicado que se nos obligue a asegurar partes del riesgo que no nos competen y facilitando así que no se nos pueda responsabilizar contractualmente por lo que no es nuestra carga de actividad en el proyecto.

Mi nueva idea carece de horas de funcionamiento suficientes para demostrar su fiabilidad a los potenciales clientes. ¿Existen vías alternativas que actúen sobre el proyecto dotándolo de fiabilidad y solvencia y haciéndolo más apetecible para clientes e inversores?

Una vía muy sencilla de mejora de la garantía y la solvencia que un proyecto ofrece al exterior, es presentar junto al mismo un Informe de Análisis y Gestión de Riesgos además de, si es posible, una póliza de seguros que asuma aquellos riesgos inherentes al proyecto de mayor relevancia:

  1. Analizando en detalle la idea, comprendiendo su extensión y calado.
  2. Identificando mediante métodos específicos los posibles riesgos que entraña
  3. Analizando dichos riesgos, cuantificándolos y valorándolos
  4. Describiendo planes y metodologías para su correcta gestión
  5. Transfiriéndolos al mercado asegurador de forma completa y correcta en aquellos casos que sea posible.

Dotamos al proyecto de solvencia y garantía extra que complementa la que pueda existir o incluso suple aquella inexistente. Constituyendo una sólida base sobre la que apoyar nuestra idea hasta que dispongamos de las horas de rodaje y experiencia suficiente.

¿Cómo afecta la Gerencia de Riesgos a mi negocio y al precio de mis seguros?

Si nos limitamos a contratar los seguros más comunes a los riesgos más evidentes que alcanzamos a atisbar, estaremos, casi con total seguridad pagando demasiado por algo que no va a funcionar bien.

Aplicar la metodología de la Gerencia de Riesgos a un negocio, tiene ya de por sí, el beneficio directo de saber con detalle y no solo intuir, que riesgos tenemos, como son, como me afectan, cuanto me afectan, como los tengo que tratar y revisar este plan periódicamente. Esto es bueno para el éxito de cualquier proyecto porque permite corregir o aprovechar según proceda.

Pero, además con esta información, seremos capaces de acercarnos al mercado asegurador a comprar justo el producto que necesito y al precio adecuado. Sabremos por tanto que el seguro funcionará justo para lo que lo necesitamos.

¿Necesito destinar recursos humanos para mantener al día la gestión de mis riesgos?

Obviamente la gestión de riesgos es una actividad que requiere tiempo y constancia. Las grandes empresas disponen incluso de departamentos completos para esta labor. Por tanto, sí hay que destinar recursos humanos para ello. Sin embargo, estos recursos no tienen por qué ser propios.

Consúltenos acerca de nuestra metodología, que ha permitido a muchas pequeñas y medianas empresas disponer de gerencia de riesgos completa sin dedicar personal propio al efecto.

SecciónCuando tengo un siniestro, ¿He de conformarme con las decisiones que mi asegurador tome al respecto?

En las pólizas de seguros, existe una cláusula que atribuye a la Compañía de seguros la dirección jurídica de los asuntos consecuencia de un siniestro cubierto en la póliza. Eso deja en sus manos cualquier decisión relativa a la forma de actuar respecto al propio siniestro y respecto al perjudicado.

Sucede, en algunas ocasiones, que el perjudicado es un cliente del asegurado y determinadas decisiones que la Compañía tome en la llevanza del siniestro pueden perjudicar, cuando no romper directamente, la relación comercial con mi cliente. Si bien, como hemos dicho, es cierto que la decisión final es de la Compañía, no es menos cierto que mediante la interlocución experta de un especialista entre la Compañía y el Asegurado, puede lograrse en la mayoría de las ocasiones, que las decisiones que tome el Asegurador, respeten los intereses comerciales del Asegurado, para lo cual han de conocerse en profundidad tanto los condicionados de las pólizas como, los usos y costumbres del sector asegurador, así como incluso los distintos métodos de trabajo de los diferentes equipos de gestión de siniestros de las Aseguradoras.

Con esto es posible alcanzar un equilibrio entre conformarse con lo que la Compañía decida y lograr una decisión que respete nuestros intereses comerciales y/o empresariales.

Mi negocio tiene una alta frecuencia en sus siniestros, ¿Pueden gestionarse estos siniestros para mejorar las condiciones económicas que proponen mis aseguradores en la siguiente renovación?

No es difícil intuir que una de las variables que se estudian por parte de las Compañías para establecer la prima de los seguros es la siniestralidad del riesgo. Esta siniestralidad, sin embargo, es una magnitud muy compleja y que admite un alto grado de interpretación en muchas ocasiones.

En la información de siniestralidad de un negocio, hay ciertos aspectos que correctamente tratados durante la anualidad de seguro pueden contribuir a que el resultado final que arroja mi negocio mejore sensiblemente de cara a la valoración que hacen los suscriptores de riesgos de las Compañías.

Así pues, una información de siniestralidad con una descripción detallada de hechos, una valoración interna de reservas, una clasificación por probabilidad de éxito de las reclamaciones, por ejemplo, mejora mucho la foto que arroja a la Compañía de cara a la renovación. De la misma manera que si dicha siniestralidad ha sido analizada conjuntamente en reuniones periódicas del gerente de riesgos con la compañía de forma que a la valoración y tratamiento de siniestros que hace la empresa se han ido incorporando la experiencia y los criterios del Asegurador, cuando llega el momento de valorar la prima la información más cribada y analizada mejora enormemente la foto final que enseñamos.

Voy a contratar seguros para mi negocio, ¿Cómo sé el mejor canal y/o agente a través del cual hacerlo?

Existen en el Mercado de Seguros multitud de canales y opciones comerciales para la suscripción de un seguro. Desde los canales colectivos de venta, los sistemas online, los agentes, los corredores, las agencias de suscripción o incluso directamente con las distintas compañías, son solo algunos de los medios por los que un empresario hoy día puede optar para proteger su negocio.

Y precisamente por la ingente cantidad de opciones, se hace muy complicado saber a ciencia cierta cuál es el que mejor se adapta a las necesidades de mi empresa.
Recurrir a un amigo agente o corredor, puede parecer buena idea inicialmente ya que nos une a este una confianza que sin duda ayudará a que la suscripción del seguro se haga correctamente o se adapte más a lo que necesito.

Pero, ¿Cómo funcionará esta vía llegado el momento de un siniestro? ¿Existirá la posibilidad de que la misma confianza que me lleva a recurrir a él, haga que este se relaje en la exhaustividad de su trabajo?

Estas son solo algunas de las dudas que deberían surgirle a cualquiera que elija un canal de venta basándose solo en la amistad.

Lo cierto es que para saber con quién contratar los seguros de mi negocio, hay que considerar multitud de variables entre las que destacaremos, el tipo de negocio, el tipo de canal de venta (agente, corredor, colegio profesional, …) el tamaño que dicho canal tiene respecto a mi negocio, que me ayudará a saber “que tan buen cliente soy para él”, con qué Compañías me puede poner en contacto. No todas las Compañías son buenas asegurando todos los riesgos, hay compañías más especializadas en algunos tipos de riesgo. Cuantas ofertas será capaz de poner dicho agente encima de la mesa. Si recurro a mi Colegio Profesional, por ejemplo, solo voy a tener condiciones de una compañía por lo que nunca sabré si estas condiciones son las mejores que podría haber encontrado. Qué fuerza tiene mi corredor frente a la compañía llegado el momento de defender mis intereses ante esta.

En definitiva, elegir con quién y a través de quién negociamos nuestras pólizas es un aspecto nada despreciable y muy complejo de gestionar pero que puede resultar determinante a futuro para el negocio.

Si mi corredor se remunera de la compañía de seguros, ¿Cómo puedo estar seguro de que toma las mejores decisiones para mis intereses cuando trabaja sobre mis seguros?

Es preciso decir que nuestra experiencia dice que en la mayoría de los casos los corredores de seguros velan bien por los intereses de sus clientes. No obstante, si es cierto que en determinadas circunstancias donde estos corredores pueden verse muy presionados, pueden llegar a verse obligados a considerar otros intereses, los suyos propios si no antes, si a la vez que los de sus propios clientes.

No deja de ser cierto que estos profesionales, en España, se remuneran de la prima que el asegurado paga a la Compañía y por tanto dependen del porcentaje de comisión que la Compañía decida ofrecerles sobre las primas y también del importe final de dicha prima.

Queda por tanto únicamente a expensas de su ética profesional, el que esta circunstancia no afecte a sus decisiones y actuaciones de gestión de los seguros de sus clientes. Pero a su vez, cuanto mayor es el importe de la prima, mayor es el ingreso que esta operación reporta al corredor, por tanto, más ética ha de exigirse a dicho corredor cuando, por ejemplo, ha de enfrentarse a la decisión de no renovar con una compañía sabiendo que esta decisión le supone a él la perdida de parte de sus ingresos.

Si partimos de la base de que los corredores son una pieza clave y necesaria de la maquinaria de seguros y que es muy recomendable trabajar a través de ellos por su alta capacidad de negociación con las compañías, la conclusión es que una forma razonable de trabajar en este entorno es disponer de un especialista independiente que audite y supervise las actuaciones del corredor de forma que nos podamos beneficiar de las grandes cualidades que estos aportan a la operativa de seguros, pero a su saber que este está haciendo bien su trabajo y velando por nuestros intereses.

Tengo previsto expandir mi negocio, ¿Qué actuaciones han de realizarse desde el punto de vista de la asunción de riesgos y la gestión del aseguramiento para garantizar el éxito de dicha expansión?

La decisión de expandir un negocio en el ámbito nacional o internacional es normalmente un hito que marca notables consecuencias en el perfil de riesgo de la empresa.

Esto, obviamente, lleva aparejadas ciertas consecuencias directas sobre nuestros seguros y en la mayoría de casos supone un importante incremento de costes aseguradores.

Llevar a cabo actuaciones de gerencia de riesgos concretas, puede ayudarnos enormemente a mejorar el estado de nuestro riesgo antes de la expansión y esto tiene una consecuencia muy positiva en el incremento de coste de seguros que debemos asumir.

Disponer de un Informe de Riesgos, que los inversores puedan estudiar, tener implementado un plan de gestión de riesgos para reaccionar ante eventualidades e imprevistos y disponer de un mapa de riesgos que nos permita reconocer los riesgos actuales y los nuevos riesgos que fruto de la expansión debamos afrontar, son solo algunos de los aspectos que han de tenerse en cuenta y que mejoran nuestro perfil de riesgo cara a la expansión.

LA TRANQUILIDAD

DE ESTAR EN LAS MEJORES MANOS

PREGÚNTENOS SIN

COMPROMISO

Plantéenos sus preguntas. Estaremos encantados de responderle.

RISK SHIELD Abogados I GRANADA
Plaza del Campillo 2, 2ºD,
18009 Granada
RISK SHIELD Abogados I VALLADOLID
Plaza Mayor 8, 1ºD,
47001 Valladolid

E: abogados@riskshield.es
P: Granada (+34) 958 169 056 I Valladolid (+34) 983 856 992

consulta vía whatsapp Consúltenos vía WhatsApp pinchando directamente aquí.
También puede seguirnos en nuestras redes:
Profesionales






CONSENTIMIENTO PARA EL TRATAMIENTO DE DATOS PERSONALES
RS SERVICIOS JURÍDICOS, SL es el Responsable del tratamiento de los datos personales del Usuario y le informa que estos datos serán tratados de conformidad con lo dispuesto en el Reglamento (UE) 2016/679 de 27 de abril de 2016 (GDPR), por lo que se le facilita la siguiente información del tratamiento:
Fin del tratamiento: Por consentimiento del interesado: el envío de comunicaciones en respuesta a las consultas que efectué por el presente medio, sobre nuestros servicios. Por interés legítimo del responsable: mantener una relación comercial.
Criterios de conservación de los datos: se conservarán mientras exista un interés mutuo para mantener el fin del tratamiento y cuando ya no sea necesario para tal fin, se suprimirán con medidas de seguridad adecuadas para garantizar la seudonimización de los datos o la destrucción total de los mismos.
Comunicación de los datos: No se comunicarán los datos a terceros, salvo obligación legal.
Derechos que asisten al Usuario:
- Derecho a retirar el consentimiento en cualquier momento.
- Derecho de acceso, rectificación, portabilidad y supresión de sus datos y a la limitación u oposición al su tratamiento.
- Derecho a presentar una reclamación ante la Autoridad de control (www.aepd.es) si considera que el tratamiento no se ajusta a la normativa vigente.
Datos de contacto para ejercer sus derechos:
Dirección postal: RS SERVICIOS JURÍDICOS, SL. PLAZA MAYOR, 8 1º D - 47001 VALLADOLID (GRANADA). Email: abogados@riskshield.es
Datos de contacto del DPO: Plaza Mayor 8, 1º D Valladolid - abogados@riskshield.es

Para continuar usted debe aceptar que ha leído y está conforme con la clausula anterior.

Aceptar (Ver Política de Privacidad)



Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Más información

Los ajustes de cookies de esta web están configurados para "permitir cookies" y así ofrecerte la mejor experiencia de navegación posible. Si sigues utilizando esta web sin cambiar tus ajustes de cookies o haces clic en "Aceptar" estarás dando tu consentimiento a esto.

Cerrar